Hazaña histórica de Audi: Logra subir Pikes Peak ¡sin conductor!


Aunque suene a ciencia-ficción, lo conseguido por Audi en la mítica subida a Pikes Peak, aparte de revolucionario, puede suponer un antes y un después en lo que a los avances tecnológicos en el mundo de la automoción se refiere.

Ya había trascendido desde hace un año que, tanto Audi como la Universidad de Stanford, estaban llevando a cabo un programa de investigación de conducción autónoma, esto es, sin conductor. Este interesante estudio tendría como lanzadera la famosa subida a Pikes Peak y tras un intento fallido -y no debido al coche sino a un helicóptero de apoyo- Audi ha informado del éxito abrumador del experimento.

Según informa el blog Diario Motor, un Audi TT-S sin conductor ha logrado completar la subida a la famosa montaña de forma totalmente autónoma y sin ayuda de ningún ser humano al volante.

El tiempo empleado en subir hasta la cima, aunque discreto, es lo de menos. Frente a los 10 minutos de media que un coche tripulado viene tardando en hacer el recorrido completo, este Audi TT-S ha tardado 27 minutos, a una velocidad media de unos 75 kms/h.

Algo por otra parte comprensible porque, aparte de que éste era el único prototipo disponible, el coste de la operación -valorada en varios millones de dólares- hacían necesario guardar el máximo cuidado posible, con el fin de evitar un accidente que diese al traste con toda la operación.

Aun cuando esta hazaña ha de ser considerada como un hito histórico en la automoción, no nos imaginamos sin embargo unas carreras de coches en el futuro en las que no haya pilotos ni componente humano de por medio.

¿Os imagináis qué habría pasado en Abu Dhabi, por ejemplo, de no haber mediado las manos del hombre? ¿A quién apoyaríamos ahora? ¿A Alonso o a Ferrari? En todo caso, como experiencia es cuando menos prometedora…

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.